Suscríbete a nuestro Boletín Semanal




Voto Católico Colombia necesita tu ayuda

$750.000
0% Alcanzado
$0 Donados
Días que faltan
0 Patrocinadores

Únete a Voto Católico Colombia

viernes, 25 de octubre de 2013

FIRMA: Ministro de Salud, permita que se brinde apoyo a las mujeres en peligro de abortar

El Ministerio de Salud ha presentado un concepto institucional adverso al Proyecto de ley 24 de 2013 Senado, el cual no tiene otro propósito más que implementar programas de apoyo a las mujeres embarazadas en estado de dificultad, con el fin de prevenir la práctica de abortos. En su concepto, el Ministerio de salud expresa reparos a que el proyecto reconozca que las mujeres están abortando por presiones socioeconómicas, y cree que esto puede constituir un sesgo en contra de "el derecho a abortar".

Esta es una de las pruebas más claras del deterioro en la protección a las mujeres, provocado por el aborto. Para el gobierno, resulta más fácil que la mujer en estado de necesidad aborte, a ofrecerle un apoyo directo y continuado que le permita tener a su hijo en condiciones dignas. Más aún, se atreven a llamarlo “derecho a decidir” cuando en realidad la mujer está siendo forzada por las circunstancias.

No podemos permitir que el Ministerio de Salud, que ha defendido públicamente la financiación de abortos en el sistema general de seguridad social, pretenda ahora poner obstáculos a la ayuda que necesitan las mujeres para no tener que recurrir al aborto. El Ministerio dice que la normativa actual ya protege suficientemente a las mujeres, pero al mismo tiempo financia un estudio del Instituto Guttmacher sobre los costos de la atención posaborto.

Unámonos para exigir que se proteja verdaderamente a las mujeres colombianas, y que no se les deje el aborto como única salida.

Ministro de Salud, Dr. Alejandro Gaviria

El Proyecto de Ley 24 de 2013 Senado es una gran iniciativa sin otro fin más que apoyar a la mujer en estado de embarazo. Hay una gran cantidad de mujeres a las que las dificultades socioeconómicas las presionan a considerar el aborto como una opción, y que más que un aborto, lo que necesitan es una ayuda directa para que puedan tener a sus hijos con dignidad.

La mujer no ejerce ningún derecho cuando aborta, sino que cae víctima de la violencia estructural de un sistema que es adverso a la maternidad. El Estado no puede escudarse en este supuesto derecho para negar el apoyo que las mujeres necesitan. Llevar adelante la maternidad no es ningún sesgo, es el resultado natural de cualquier embarazo y el Estado debe velar porque así sea. Tampoco es justo argumentar falta de capacidad por parte del sistema de salud para atender a estas mujeres, cuando al mismo tiempo el Ministerio insiste en financiar públicamente la práctica de abortos.

Por esta razón le solicitamos modificar el concepto institucional que el Ministerio ha presentado sobre el Proyecto de Ley 24/13 Senado, y apoyar esta clase de iniciativas que previenen la práctica del aborto, representando un ahorro importante para el sistema de seguridad social en salud.

Atentamente,
[Tu nombre]

No hay comentarios:

Publicar un comentario