Suscríbete a nuestro Boletín Semanal




Únete a Voto Católico Colombia

lunes, 30 de noviembre de 2015

Activismo judicial, extralimitación del ejecutivo. Estrategias del lobby LGBT en Latinoamérica

UN-and-homosexual-flag

NUEVA YORK, 27 de noviembre (C-Fam) Las agrupaciones LGBT en América Latina y sus partidarios en la sede de la ONU tienen grandes planes para la región. Pero estos no involucran a los representantes de los habitantes del continente elegidos democráticamente.

Los funcionarios de la ONU lanzaron un nuevo vídeo de la boda lésbica de la superestrella brasileña Daniela Mercury para promover los derechos de las personas lesbianas, gais, bisexuales y transexuales (LGBT) durante la Asamblea General la semana pasada. Mercury ha venido más de 20 millones de álbumes en todo el mundo y anteriormente estuvo casada dos veces con hombres. Es Embajadora de Buena Voluntad de la Unicef desde hace más de veinte años.

El vídeo titulado «Celebrando el amor» muestra a Mercury y a la periodista Malu Vercosa con vestidos blancos durante la ceremonia y la fiesta con familiares y amigos.

«Todos los tipos de familia tienen los mismos derechos que los de los hombres, las mujeres y los hijos biológicos», dijo Vercosa en la reunión auspiciada por Argentina, Brasil, Chile, Colombia, El Salvador y Uruguay junto con la administración de Derechos Humanos de la ONU.

Mercury ofreció un discurso explosivo mientras tiraba besos, agitaba los brazos e improvisaba estribillos de sus canciones populares, diciendo en reiteradas ocasiones que ella era una «reina».

«Yo no soy La Cenicienta o La Bella Durmiente», afirmó. «Soy una reina mala. Una reina mala, mala, de Macumba», utilizando un término afrobrasileño, pese a que es blanca. Renglón seguido, mencionó la anarquía, el matriarcado y a las mujeres poderosas como parte de su proyecto artístico personal. Habló de luchar para convertirse en una «reina» en contra de los hombres que pensaron que eran mejor que ella.

«No voy a ser sumisa. Nunca acepté eso como mujer, y no lo aceptaré como lesbiana, o lo que quiera que yo sea», dijo Mercury. «No soy peor por ser gay. Ahora soy subversiva, soy una reina y soy provocadora».

Cuando se le preguntó durante una conferencia de prensa a comienzos de la jornada cómo había podido casarse con una mujer después de haberlo hecho con dos hombres, dijo que no entendía la pregunta. «Las mujeres tienen piel suave, huelen estupendo», dijo. «Me gustan las personas de todos los colores y tipos», sostuvo, y dijo que su hogar es una familia de diez mujeres, incluyendo tres niñas adoptadas y mascotas.

El subrepresentante de Argentina que moderó la reunión respondió de forma preventiva por qué la ONU promovería el matrimonio entre personas del mismo sexo, incluso siendo que se reconoce ampliamente que no es un derecho humano.

El objetivo del movimiento LGBT no es solo la tolerancia o incluso la no discriminación, afirmó, sino «ampliar el ámbito de reconocimiento de los derechos LGBTI».

El funcionario de la ONU Daniel Radcliffe dio una llamada a la militancia cuando presentó el vídeo preparado por su oficina.

«La lucha por los derechos humanos puede realmente ser una lucha», dijo, y solicitó compromiso y valentía para «luchar esta lucha» y «desmantelar los estereotipos».

El vídeo forma parte de la polémica campaña Libres e Iguales de la administración de derechos humanos de las Naciones Unidas, la cual busca sortear la inexistencia de un mandato para que la burocracia de la ONU promueva los derechos LGBT. Estos no se encuentran reconocidos universalmente por los estados miembros y no forman parte del derecho internacional de los derechos humanos.

También en la reunión, Tracy Robinson, funcionaria jamaiquina de la Organización de los Estados Americanos responsable de la promoción de los derechos LGBT a lo largo de América Latina, describió los éxitos y fracasos del movimiento en la región.

Resaltó el «papel fundamental» del poder ejecutivo en América Latina como modelo para los países de todo el mundo.

«Las normas de no discriminación fueron introducidas en un principio con decretos del ejecutivo», explicó, y dijo que la vía legislativa es «traicionera» debido a la falta de apoyo popular por la causa LGBT. Asimismo, destacó el papel de las instituciones nacionales de derechos humanos como decisivas.

Más adelante, dijo que es esencial la consolidación de los logros en la aplicación del derecho penal y en los mecanismos judiciales, junto con una mejor recolección de datos sobre los delitos de odio LGBT, que caracterizó de «asistemáticos o inexistentes» hasta el momento.

América Latina es un gran caso que sienta precedente para la promoción de los derechos LGBT. Estados Unidos, países nórdicos y europeos han estado invirtiendo gran cantidad de dinero en la Organización de los Estados Americanos y en gobiernos y organizaciones no gubernamentales durante una década para modificar las leyes y políticas y promover la aceptación social de la homosexualidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada