Suscríbete a nuestro Boletín Semanal




Únete a Voto Católico Colombia

miércoles, 2 de noviembre de 2016

A los laicos católicos no nos representan los pastores evangélicos en La Habana: Samuel Ángel

Captura de pantalla 2016-11-02 00.38.09

Reproducimos la entrevista de Margarita García Caro a Samuel Ángel, abogado católico que ha denunciado reiteradamente a través de las redes sociales la ideología de género y la estrategia marxista detrás de los acuerdos de La Habana entre el gobierno de Juan Manuel Santos y la guerrilla de las FARC.

Margarita García Caro: ¿Cómo le pareció el artículo de la semana pasada en Las2Orillas sobre usted, en el que lo acusan del escándalo sobre la ideología de género en los acuerdos?

Samuel Ángel: Pues el titular era un poco amarillista, pero vi que el artículo hizo un recuento de los videos que he publicado desenmascarando no sólo la ideología de género en los acuerdos de la Habana, sino el lobby gay en la Corte Constitucional, que busca modificar la constitución de manera express en contra de la familia tradicional, y el marxismo-leninismo en el cual están construidos estructuralmente esos acuerdos Farc-Santos que no pueden llevar a nada bueno para el pueblo católico, etc. En general me gustó el artículo.

MGC: ¿Qué ha pasado con usted desde que se viralizaron sus videos por internet?

SA: Pues mi vida que era de 16 horas al día, se volvió de 23. Me escribe gente de todo el país y de fuera del país. Se han generado grupos por ciudades que están pendientes de los videos. He percibido un fervor cristiano sobre los temas que planteo, tanto en el Cristianismo Católico y el Cristianismo Evangélico. La gente hace reuniones de formación basándose en mis videos en iglesias de un lado y otro. Atiendo personas por las redes en los temas que trato y he notado un despertar del laicado católico inusitado en el país.

MGC: ¿Qué quiere decir con un “despertar del laicado católico”?

SA: Pues que el laicado se viene levantando y se va a levantar para afrontar los temas de la realidad nacional. El laicado no se siente representado, por ejemplo, en la mesa de la Habana. Al laicado del país no le gustó que monseñor Luis Augusto Castro dijera que en los acuerdos de la Habana no había ideología de género. Al laicado colombiano no le gustó que un muchacho evangélico que se mueve en redes, dijera que a “los católicos los representaban en la Habana los pastores evangélicos”. Y percibo que ese río que se desbordó a través de estos videos va a tomar un cause constructivo para el país.

MGC: ¿A qué se refiere con un cause constructivo para el país?

SA: Pues lo mejor que puede pasar es que el laicado católico colombiano, que es al que le corresponde tratar los temas políticos desde el enfoque que nos enseña el magisterio de la Iglesia y la palabra de Dios, lo haga. Deberían unirse todos los movimientos religiosos entorno a un movimiento de corte socio-político que pueda ser garante de que las encíclicas de la Iglesia se hagan realidad en todo el pueblo de Dios colombiano.

MGC: ¿No le parece que usted habla de manera muy directa en sus videos y artículos?

SA: A mí lo que me parece es que hacía mucha falta desde hace años que alguien al interior de la Iglesia dijera las cosas de manera clara, sin rodeos. Y percibo en ellos el “éxito”, por decirlo en esos términos, de mis videos. Colombia hoy necesita que desde la Iglesia Católica se digan las cosas.

MGC: Pero si el cauce del que usted habla en el laicado se concretara en un movimiento católico, ¿usted participaría?

SA: Por supuesto que sí, ese es un espacio diferente. Ese sería un espacio para el debate de las realidades nacionales, para hacerle un aporte al país desde el Cristianismo Católico que tiene más de 2000 años de tradición. Póngase usted a pensar por ejemplo hoy, día de todos los santos, nosotros tenemos la tradición de Pedro, de Pablo, de San Agustín de Hipona, de Santo Tomas de Aquino, de San Francisco de Asís, del padre Pio de Pieltrecina, de la madre Teresa de Calcuta, de San Juan Pablo II. Hombres y mujeres que han cambiado la historia del mundo positivamente. Y hoy, nos vienen a decir que, a nosotros, los cristianos católicos nos representan los pastores evangelios en la Habana. ¿No le parece que eso es una falacia?

MGC: Es decir, ¿usted propondría que el laicado católico pueda intervenir en la Habana a nombre propio?

SA: Los laicos católicos representamos al 90% del país. Los laicos católicos representamos a la mayoría del pueblo colombiano que no votó, y fuimos los artífices del triunfo del NO. Lo dice el mismo artículo de las 2 Orillas que habló de mí. El laicado cristiano católico colombiano es el garante real, de que los intereses de la Iglesia en beneficio del país se vean reflejados en ese acuerdo. Al día de hoy, eso no ha pasado, y si no estamos allá, no va a pasar nunca.

Porque adicional al tema de la ideología de género, los pastores evangélicos o la oposición no hablan de las zonas de reserva campesina, que son las mismas repúblicas independientes comunistas de los años 60’s pero llevadas a su máxima expresión para fragmentar la nación; Porque no hablan de que la implementación del voto electrónico va en contra de una democracia como la nuestra, prestándose para el fraude; porque no hablan de que se les está entregando a las FARC el 50% del congreso de entrada con las 5 curules en senado y 5 en cámara, las 16 curules de circunscripción especial y todas las alianzas que pueden hacer con otros partidos y movimientos, los cuales se han encargado de fortalecer como nunca desde que Juan Manuel Santos subió al poder.

¿Por qué no dicen los pastores evangélicos y la oposición, que todas las organizaciones que aparecen como aliadas en la inmensa torta burocrática que generan los acuerdos son de izquierda y que eso hace poco transparente lo que va a pasar en el país con la firma de los acuerdos?

Y para finalizar, porque los pastores evangélicos y la opinión no dicen que la burocracia que piden que se forme en los acuerdos, no tiene presupuesto viable en el país, nunca, y que no hay necesidad de crear tantos puestos y cargos para hacer la paz, que lo que se necesita es voluntad real.

MGC: ¿Qué le diría usted a los lectores católicos que ahora leen esta entrevista?

SA: Les diría que llegó el momento de levantarse, de dejar la pasividad y la zona de confort, que llegó el momento de dedicarle tiempo al Señor y a la Virgen, en beneficio de la familia como hasta hoy la conocemos. Que hay mucha gente muy mala tratando de hacer cosas en contra de las enseñanzas que recibimos de nuestros padres, nuestras enseñanzas y tradiciones como cristianos católicos, por ejemplo, las celebraciones de semana santa en diferentes zonas del país, el Te Deum de los días patrios, etc., que si no nos movemos, no quedará piedra sobre piedra. Y que, si quieren hacer algo, y no saben cómo empezar, que se comuniquen conmigo. El tiempo es corto. Estoy como samuelangelaponte en Facebook y como @samuelangel en twitter. También me pueden contactar al WhatsApp (+57) 3145202141. Gracias.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada